Test dermogenético

La piel juega un papel fundamental en la defensa del organismo al protegerlo frente a la agresión de agentes externos tanto físicos como químicos o microbiológicos. Además, es esencial para el mantenimiento de la temperatura corporal y el equilibrio electrolítico y de los fluidos corporales. Por otro lado, la piel no sólo juega un papel fisiológico fundamental sino que su aspecto tiene repercusiones psicológicas en las personas ya que refleja su edad y su envejecimiento prematuro puede representar un problema social para la persona que lo sufre.
El envejecimiento de la piel se caracteriza por la aparición de arrugas , pérdida de elasticidad y sequedad y está determinado tanto por elementos
externos como la exposición a los rayos ultravioleta y a agentes que producen oxidación celular (polución ambiental, dieta, tabaquismo, etc.) como por factores intrínsecos a cada persona (edad, factores genéticos). En este sentido, se considera que los factores genéticos contribuyen en un 60% al envejecimiento de la piel .
El proyecto del Genoma Humano ha permitido determinar que existe un 0,1 % de variabilidad genética entre las personas. Esta variabilidad se debe principalmente a polimorfismos de un único nucleótido (SNP del inglés Single Nucleotide Polymorphism), que consisten en el cambio de un nucleótido por otro en la secuencia del genoma. Estos cambios mínimos en la secuencia de un gen pueden hacer que se altere la función de la
proteína que codifica haciendo que aumente o disminuya su actividad. Así, se han identificado polimorfismos en genes que pueden afectar a la elasticidad de la piel (MMP-9), la oxidación (NRF2), la hidratación (AQP3) y el fotoenvejecimiento (5TXBP52). Estos polimorfismos son los que se analizan en el test Dermogenético .

¿Qué aporta este Test?

1. Permite conocer qué personas tienen un mayor riesgo de padecer un
envejecimiento prematuro de la piel.
2. Analiza cuáles son las causas que contribuyen al envejecimiento de la piel
3. Permite al profesional determinar los cosméticos más adecuados para prevenir o revertir el envejecimiento
4. La toma de muestra (una gota de sangre de la yema del dedo) no supone ninguna molestia para la persona ni requiere ninguna preparación especial (no es necesario estar en ayunas) por lo que puede realizarse en la propia consulta del profesional.
5. Los resultados se entregan en un máximo de dos semanas.
6. Dado que es un test genético, solamente hay que realizar esta prueba una vez en la vida y se puede hacer a cualquier edad. Indicado para cualquier persona que desee evitar el envejecimiento de la piel.

Indicado para cualquier persona que desee evitar el envejecimiento de la piel o mejorar su aspecto.